El porcentaje de oxígeno en la atmósfera de la Tierra bajará hasta hacerla inhabitable

Dentro de mil millones de años, la atmósfera de la Tierra contendrá un porcentaje de oxígeno tan bajo que la hará inhabitable, según señala un estudio internacional reciente.

Elena Lozano

El porcentaje de oxígeno en la atmósfera se sitúa en un 21 por ciento. Los investigadores creen que en mil años bajará drásticamente. Foto: IStock.
El porcentaje de oxígeno en la atmósfera se sitúa en un 21 por ciento. Los investigadores creen que en mil años bajará drásticamente. Foto: IStock.

Hoy en día, el porcentaje de oxígeno en la Tierra se sitúa en un 21 por ciento de la atmósfera. Su naturaleza rica en oxígeno es ideal para organismos grandes y complejos, como los humanos, que necesitan el gas para sobrevivir. Pero, al principio, los niveles de oxígeno en nuestro planeta eran mucho más bajos, y es probable que vuelvan a ser bajos en un futuro lejano.

Kazumi Ozaki, de la Universidad de Toho en Funabashi, Japón, y Chris Reinhard, del Instituto de Tecnología de Georgia, en Atlanta, modelaron los sistemas climáticos, biológicos y geológicos de la Tierra para predecir cómo cambiarán las condiciones atmosféricas.

Los investigadores aseguran que la atmósfera de la Tierra mantendrá altos porcentajes de oxígeno durante los próximos mil millones de años antes de regresar dramáticamente a niveles bajos que recuerdan a los que existían antes de lo que se conoce como el Gran Evento de Oxidación de hace unos 2.400 millones de años

Según ha publicado Livescience, los investigadores aseguran que la atmósfera de la Tierra mantendrá altos porcentajes de oxígeno durante los próximos mil millones de años antes de regresar dramáticamente a niveles bajos que recuerdan a los que existían antes de lo que se conoce como el Gran Evento de Oxidación de hace unos 2.400 millones de años.

La atmósfera oxigenada de la Tierra no será una característica permanente, según los investigadores.
La atmósfera oxigenada de la Tierra no será una característica permanente, según los investigadores. Foto: IStock.

 “Descubrimos que la atmósfera oxigenada de la Tierra no será una característica permanente”, afirma Ozaki.

Una razón central del cambio es que, a medida que nuestro sol envejece, se calentará y liberará más energía. Los investigadores calculan que esto conducirá a una disminución en la cantidad de dióxido de carbono en la atmósfera a medida que el CO2 absorbe calor y luego se descompone.

La extinción masiva de estos organismos fotosintéticos será la causa principal de la enorme reducción del porcentaje de oxígeno

Ozaki y Reinhard estiman que, en mil millones de años, los niveles de dióxido de carbono serán tan bajos que los organismos fotosintetizadores, incluidas las plantas, no podrán sobrevivir y producir oxígeno. La extinción masiva de estos organismos fotosintéticos será la causa principal de la enorme reducción del porcentaje de oxígeno.

La biosfera no puede adaptarse a un cambio tan dramático en el cambio ambiental, apuntan los expertos.
La biosfera no puede adaptarse a un cambio tan dramático en el cambio ambiental, apuntan los expertos. Foto: IStock.

"La caída de oxígeno es muy, muy extrema; estamos hablando de un millón de veces menos oxígeno del que hay hoy", dice Reinhard.

Los investigadores también estiman que habrá un aumento coincidente en el metano a niveles tan altos como 10.000 veces la cantidad actual en la atmósfera.

Una vez que los cambios en la atmósfera de la Tierra comiencen a ocurrir, progresarán rápidamente: los cálculos del equipo sugieren que la atmósfera podría perder su oxígeno en el transcurso de solo 10.000 años más o menos.

 “La biosfera no puede adaptarse a un cambio tan dramático en el cambio ambiental”, dice Ozaki.

La vida en la Tierra será exclusivamente microbiana, dice Reinhard. "Un mundo en el que muchas de las bacterias anaeróbicas y primitivas se esconden actualmente en las sombras, nuevamente, tomará el control"

Posteriormente, la vida en la Tierra será exclusivamente microbiana, dice Reinhard. "Un mundo en el que muchas de las bacterias anaeróbicas y primitivas se esconden actualmente en las sombras, nuevamente, tomará el control".

La vida terrestre dejará de existir, al igual que la vida acuática. La capa de ozono, que está formada por oxígeno, se agotará, exponiendo la Tierra y sus océanos a altos niveles de luz ultravioleta y calor del sol ardiente.

La investigación se realizó como parte de un proyecto de la NASA sobre la habitabilidad de los planetas, y las predicciones tienen implicaciones para la búsqueda de vida en ellos. Las biofirmas que contienen oxígeno se utilizan normalmente para identificar planetas habitables.

La investigación se realizó como parte de un proyecto de la NASA sobre la habitabilidad de los planetas.
La investigación se realizó como parte de un proyecto de la NASA sobre la habitabilidad de los planetas. Foto: IStock.

“El oxígeno, en sus muchas formas, es una firma biológica muy importante, ya que está completamente entrelazado con la vida en la Tierra”, dice Natalie Allen, de la Universidad Johns Hopkins en Maryland. Pero la nueva predicción muestra que la presencia de oxígeno es variable y puede no ser permanente en un planeta habitable.

Ozaki y Reinhard apuntan que se podrían utilizar otras biofirmas para buscar vida extraterrestre en lugar de oxígeno

“Sugiere que incluso para los planetas alrededor de otras estrellas que son muy similares a la Tierra, es posible que no se detecten grandes cantidades de oxígeno en su atmósfera, incluso si pueden sustentar, o han apoyado, vida compleja”, dice Kevin Ortiz Ceballos de la Universidad. de Puerto Rico. "No detectar oxígeno alrededor de los planetas no significa que sean inhabitables", concluye.

Ozaki y Reinhard apuntan que se podrían utilizar otras biofirmas para buscar vida extraterrestre en lugar de oxígeno. Por ejemplo, las neblinas de hidrocarburos en la atmósfera de un planeta podrían proporcionar una firma más duradera de vida extraterrestre.

Los mejores vídeos