Menos guantes y más jabón, 10 medidas anti residuos pos COVID19 aconsejadas por el Ministerio

El uso y abuso de guantes, bolsas y plásticos en la desescalada del COVID-19 ha llevado al MITECO ha proponer una serie de medidas anti-residuos en las que queda claro que no sólo son fuente de residuos indeseados, sino que también lo pueden ser de contagio.

El incremento de residuos es una de las amenazas de la desescalada. Foto: iStock
El incremento de residuos es una de las amenazas de la desescalada. Foto: iStock

El Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico ha abordado estos días las nuevas normas sobre la gestión de residuos en el proceso de desescalada, acompañándolas de una serie de recomendaciones sobre productos de un solo uso para prevenir el riesgo de que se produzca un incremento en la generación de residuos como consecuencia de un mayor consumo de productos de un solo uso, en especial, material de protección como mascarillas, guantes, etc., envases para alimentación u otros productos desechables.

Las empresas alimentarias y de hostelería y los residuos

Tal y como señala la OMS, es muy poco probable que la COVID-19 se transmita a través de los alimentos o de sus envases. Las empresas alimentarias deben tener protocolos para tratar de prevenir el contagio entre sus trabajadores y deben seguir aplicando estrictamente prácticas que garanticen la higiene de los alimentos en sus instalaciones.

El uso de guantes desechables puede constituir un vector de propagación del virus

Pero parece cuando menos discutible que la respuesta de sectores como la alimentación, el comercio, la hostelería u otros de cara al proceso de reactivación deba pasar por un mayor consumo de envases y productos desechables. Es más, esta práctica podría resultar contraproducente, en tanto que la generación de residuos de materiales en la que la supervivencia del virus es prolongada puede convertirse en un vector de transmisión que genere más riesgo del que se pretende evitar. Puede ser preferible emplear productos reutilizables sujetos a medidas adecuadas de limpieza y desinfección en lugar de materiales desechables que incrementen el volumen de residuos y puedan contribuir a la propagación del virus.

Del mismo modo, es importante incidir en medidas de higiene (en especial, lavado de manos) y desinfección frecuentes en lugar de optar por el uso de guantes desechables, que pueden constituir un vector de propagación del virus.

residuos 2
El envasado innecesario incrementa los residuos. Foto: iStock

10 medidas anti residuos en la desescalada COVID-19

1.- Fomentar la fabricación y uso de mascarillas higiénicas reutilizables (Especificación UNE 0065)3 para su uso por parte de la población, reduciendo así el consumo de las mascarillas desechables.

2.- La utilización de guantes de un solo uso solo está aconsejada circunstancias muy concretas, siendo en general preferible no emplearlos y ser rigurosos con las medidas de higiene (lavado frecuente de manos, no llevar las manos a la cara…). Incluso en el caso de utilización y manipulación de objetos que pueden suponer un riesgo (por ejemplo, bicicletas o patinetes públicos), es preferible emplear soluciones hidroalcohólicas para limpiar manos antes y después de la utilización o para la desinfección del objeto manipulado.

3.- Con carácter general, para todos los establecimientos y al objeto de reducir la propagación del virus y a la vez de reducir el consumo de guantes, sería adecuado que los establecimientos dispusieran de soluciones alcohólicas o geles de desinfección, que deberían usar los clientes a la entrada y a la salida de los mismos. Ello haría innecesario el uso de guantes o al menos limitar su consumo a las áreas de autoservicio como venía haciéndose antes de la crisis.

4.- En el ámbito de la hostelería debe evitarse el uso de vajillas desechables, especialmente de plástico, habida cuenta del tiempo de permanencia del virus en ese tipo de superficie; se debe seguir apostando por vajillas reutilizables, en la medida de lo posible, como viene siendo habitual por este sector, que deberán lavarse preferiblemente mediante lavavajillas o, en su defecto, a mano adecuadamente, con agua caliente y, si se estima oportuno, haciendo uso de desinfectantes. Con estas medidas no debería existir mayor riesgo de propagación del virus que empleando productos desechables, más bien al contrario.

Los guantes desechables deberán recogerse adecuadamente por el establecimiento, evitando su posible dispersión fuera de él

5.- Las ventas a granel pueden seguir manteniéndose, reduciendo así el consumo de plásticos y envases innecesarios. No obstante, deben adoptarse ciertas medidas para evitar la manipulación directa por parte de los clientes o la exposición de los productos, por ejemplo mediante despacho de los productos por parte de personal, la disposición de vitrinas, mamparas u otro material similar; si fuera imprescindible, puede facilitarse el uso de guantes desechables, los cuales deberán recogerse adecuadamente por el establecimiento, evitando su posible dispersión fuera de él.

6.- Para el caso de adquisición de productos de gran consumo o consumo habitual, se recomienda fomentar el consumo de productos en grandes formatos que, por una parte, minimizan las veces que se debe adquirir un producto, y por otra reducen la cantidad de residuos de envases producidos.

7.- Se debe continuar fomentando el empleo de las bolsas reutilizables en sustitución de las bolsas de un solo uso, a fin de minimizar la cantidad de bolsas manipuladas y desechadas. Dichas bolsas reutilizables se pueden desinfectar y/o lavar en casa.

8.- Se debe continuar con la labor de información y sensibilización sobre cómo reducir el desperdicio alimentario tanto en el sector HORECA, como en los comercios y en los hogares, por ejemplo mediante consejos sobre distinción entre fecha caducidad/consumo preferente, almacenado correcto, planificación de compra etc.

9.- En el ámbito de las peluquerías, barberías y centros de estética, se debería evitar el uso de toallas desechables y utensilios de un solo uso, empleando, en su lugar métodos de higienización, como viene siendo práctica habitual. No obstante, deberá incrementarse la frecuencia de la higienización, produciéndose, en todo caso, entre cliente y cliente. Deberán también reforzarse las medidas de limpieza y desinfección de los establecimientos.

10.- Reforzar los mensajes a la población para incrementar los esfuerzos en el uso y/o consumo responsable de productos priorizando la prevención de la generación de residuos mediante la reutilización de productos, el consumo de productos reutilizables y en la recogida separada de residuos, así como recordar que no se deben abandonar los residuos en el medio ambiente, especialmente y en la actualidad mascarillas y guantes y otros equipos de protección personal que deberán depositarse en la fracción resto domiciliaria (contenedor gris).

Archivado en:

Los mejores vídeos