Volvo venderá coches eléctricos sólo online en 2030

El fabricante sueco revolucionará su modelo de negocio antes de diez años al abandonar los automóviles con motor térmico y vendiendo exclusivamente a través de internet. Un eléctrico, el C40, será el próximo modelo en incorporarse a su gama.

Óscar Díaz odiaz@mpib.es

Desde un móvil u ordenador se podrá elegir, configurar, financiar y organizar detalles de la recogida de Volvo, por suscripción o compra
Desde un móvil u ordenador se podrá elegir, configurar, financiar y organizar detalles de la recogida de Volvo, por suscripción o compra

Volvo tiene planes de futuro ambiciosos, decididos, valientes y buena parte de éstos han sido anunciados públicamente en este mes de marzo de 2021, casi una década antes de que se conviertan en realidad, en un ejercicio de transparencia que pretende definir su estrategia comercial con el objetivo de convertirse en la referencia entre los premium cero emisiones.

La fecha límite es 2030. Para entonces, Volvo habrá culminado un camino inaugurado el pasado año con el XC40 Recharge —el primer eléctrico de la marca— hacia las emisiones cero y una drástica reducción de impacto medioambiental en toda la cadena de proveedores y supondrá la eliminación de cualquier atisbo de motor térmico, híbridos incluidos. Previamente, para 2025, tienen previsto que uno de cada dos Volvo vendidos en el mundo sea eléctrico, con algún grado de electrificación en el otro 50%.

La plataforma CMA dará base a una nueva generación de eléctricos Volvo. Foto Volvo.
Volvo Recharge

Esta transición tecnológica corre para Volvo paralela a una nueva manera de posicionarse ante el consumidor a trvés de Internet, simplificando la gama en cuanto a propuestas técnicas y comerciales además de introducir una política de transparencia en los precios, evitando posibles regateos en el lugar de venta. Para ello tienen previsto invertir en plataformas que refuercen la relación con los clientes sustentados por los concesionarios, que se mantienen como figuras clave en cuanto a venta, entrega y mantenimiento de los coches, haciendo buena la interacción entre los mundos off y online. Así pues, será posible escoger, configurar, financiar o reservar cita en el taller en un modo inédito hasta ahora en el que convivirán la compra por suscripción y compra tradicional del automóvil

El C40 Recharge estrenará la nueva estrategia

La ofensiva eléctrica de Volvo se inicia en el C40 Recharge, un SUV basado en la plataforma CMA de posición de conducción elevada, inspiración coupé, silueta afilada y una lunea trasera de aspecto dramático. que estrena el frontal que caracterizará a los próximos eléctricos de Volvo. Tiene el honor de ser el primer Volvo diseñado desde el primer momento como un automóvil exclusivamente eléctrico y, como tal, venderse online, con un completo paquete que incluye los servicios de mantenimiento, asistencia en carretera, garantía y opciones de carga doméstica. Está, eso sí, relacionado con el XC40, que será 6 mm más largo y 67 más alto que el futuro eléctrico Volvo.

La batería tendrá una capacidad de 78 kWh. Foto Volvo
Volvo Recharge

La propulsión del Volvo C40 Recharge pasa por dos motores eléctricos, uno sobre cada eje, alimentados por una batería de 78 kWh de capacidad con potencial para ser recargado hasta el 80% en 40 minutos. Su autonomía se anuncia en 420 km, si bien podría aumentar a lo largo del ciclo de vida dadas las opciones de actualización técnica «over the air» que ofrece y podrían aludir tanto a la gestión de su batería, de sus sistemas de carga y descarga, refrigeración a desbloqueos que modificasen su capacidad útil.

Porque la conectividad, la última tecnología, son los elementos clave del Volvo C40 Recharge y van más allá de la conectividad entre el coche y los centros de datos de la marca. El Infotaninment está basado en el sistema operativo Android, por lo que el C40 Recharge contará con app embarcadas como el Google Assistant o Maps sin necesidad de conectar el Smartphone de su conductor.

Los mejores vídeos